Recursos propios de las entidades publicas de la Industria

 

 

Los ingresos propios recaudados por la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) y la Agencia Nacional de Minería (ANM) son administrados y ejecutados por estas, y se encuentran determinados dentro del presupuesto general de la nación (PGN).

La Ley 1769 de 2015, por la cual se decreta el Presupuesto de Rentas y Recursos de Capital, y el Decreto de Liquidación 2550 del 30 de diciembre de 2015, asignaron a la Agencia Nacional de Hidrocarburos y a la Agencia Nacional de Minería el presupuesto para la vigencia 2016; el Gobierno nacional, con Decreto 2088 del 21 de diciembre de 2016, redujo apropiaciones en el presupuesto general de la nación, de la vigencia fiscal de 2016, lo que afectó las apropiaciones de la ANH y ANM.

Los ingresos propios de los establecimientos públicos nacionales funcionan de manera diferente a los del PGN o a los del SGR, toda vez que estos se establecen anualmente en el anteproyecto de presupuesto de cada entidad, en el que se define qué recursos serán necesarios para gastos operativos e inversiones. Es decir, los ingresos propios recaudados por la ANH y la ANM son, a su vez, administrados y ejecutados por estas agencias.

En este sentido, el Decreto 1525 de 2008 determinó que las entidades estatales del orden nacional debían invertir sus excedentes de liquidez originados en sus recursos propios, administrados; mientras que los de los fondos especiales administrados por ellos debían invertir en títulos de tesorería (TES), clase “B”, del mercado primario, adquiridos directamente en la Dirección General de Crédito Público y del Tesoro Nacional del Ministerio de Hacienda y Crédito Público. Sin embargo, el Decreto 2785 de 2013 cambió ese dictamen y estableció un nuevo procedimiento (art. 4). Los recursos propios de los órganos que forman parte del presupuesto general de la nación deberán trasladarse a la cuenta única que, para estos efectos, disponga la Dirección General de Crédito Público y el Tesoro Nacional del Ministerio de Hacienda y Crédito Público.